Menú Cerrar

Test del parche: cómo empezar a utilizar cualquier producto de cosmética

Cabecera The Moisturizer - Test del parche: cómo empezar a utilizar cualquier producto de cosmética

The Moisturizer - Comparte en Instagram     The Moisturizer - Comparte en Facebook (@imthemoisturizer)     The Moisturizer - Comparte en Pinterest (@imthemoisturizer)     The Moisturizer - Comparte en Twitter     The Moisturizer - Comparte en Whatsapp 

¡Hola! Este es uno de esos artículos que siempre pienso: debería publicarlo, y sin embargo nunca me animo a escribirlo, pero eso va a cambiar ahora mismo. Hoy voy a tratar un tema que para muchos es un viejo conocido y que a otros os sonará a chino, lo importante es aprender y, a partir de ahora, saber cómo empezar a utilizar cualquier producto de cosmética (y sobrevivir en el intento).

Ya sabes que la piel es un órgano resistente pero también sensible. En ocasiones, cuando la sometemos a distintos ingredientes potentes de forma simultánea, o cuando la exponemos a un ingrediente con el que no se lleva especialmente bien, empiezan a aparecer distintos síntomas de irritación que nos dicen que algo no funciona como debería. Esto puede suceder con los ácidos (sobre los que puedes leer mi guía completa en este enlace), pero puede ocurrir con cualquier ingrediente al que nuestra piel no esté acostumbrada o que no tolere adecuadamente.

Es posible que hayas leído en alguna ocasión que hablo del test del parche o prueba de tolerancia. Este test es una forma sencilla de averiguar cómo reacciona nuestra piel a un nuevo producto de cosmética antes de empezar a incorporarlo a nuestras rutinas de belleza. Si no lo hacemos, es mucho más fácil que aparezcan reacciones indeseadas como irritación, rojeces, manchas, granitos, etc. 

Siempre que tenemos un producto nuevo a muchos nos pasa lo mismo: nos pueden las ganas de empezar a utilizarlo y queremos incorporarlo inmediatamente a todas nuestras rutinas para ver qué resultados nos aporta. ¿Qué ocurre si hacemos esto? Que, si como he mencionado antes, este producto no interactúa bien con nuestra piel, se va a parecer más a la superficie de Marte que a la piel a la que aspiramos. 

Y te preguntarás: ¿en qué consiste el test del parche? Es sencillo: debes tomar unas gotas del producto que quieres empezar a incorporar a tus rutinas y aplicarlas en la muñeca, en la parte interior del codo o detrás de la oreja. Estas zonas son especialmente sensibles, por lo que si tu piel reacciona de forma negativa sabes que debes actuar con cautela, ya que ese nuevo producto también te causará irritación en el rostro. Por supuesto, debes utilizar el producto siguiendo las indicaciones de la marca, por lo que si se trata de un limpiador tendrás que aclararlo normalmente, si es una mascarilla debes dejarla actuar durante el tiempo recomendado y, en el resto de casos, no tienes más que dejar que se absorban y que actúen como lo harías en una rutina normal. Un detalle importante a tener en cuenta es que debes esperar 72 horas antes de asumir que el producto no te ha causado ningún tipo de irritación, ya que algunos ingredientes pueden tardar todo ese tiempo en desplegar sus efectos. La idea detrás de esta espera es asegurarte de que el producto es adecuado para tu piel y que no va a darte problemas, por lo que más vale dar un pequeño margen de tiempo y comprobar que lo que vas a aplicarte es lo mejor para ti. Con el tiempo, si haces pruebas de tolerancia y analizas los ingredientes de los productos que pruebas podrás averiguar si alguno de sus ingredientes te puede resultar especialmente irritante y así lo podrás empezar a evitar.

Una vez hayan pasado las 72 horas después de hacer la prueba del parche tendrás que revisar la zona donde has aplicado el producto. Si notas picor, rojeces o algún otro síntoma de irritación ya sabes que ese producto es potencialmente irritante para tu piel y que utilizarlo puede resultarte problemático. Por el contrario, si no has notado ningún tipo de molestia puedes empezar a utilizar el producto con tranquilidad (en cualquier caso, incorporándolo progresivamente a tus rutinas de belleza).

Por supuesto, la prueba del parche es un pequeño test previo al uso habitual del producto, pero si cuando lo empieces a incorporar a tus rutinas de belleza empiezas a sentir algún síntoma de irritación debes dejar de utilizarlo inmediatamente y consultar al dermatólogo para que te asesore acerca del problema. Recuerda que es mejor incorporar nuevos productos a tus rutinas poco a poco, de uno en uno, para asegurarte de que cada uno de ellos te aporta lo que buscas y no te resulta irritante.

Con este post espero haberte ayudado a entender cómo debes empezar a utilizar cualquier producto de cosmética, asegurándote siempre de que no te causa reacciones negativas. ¿Hasta ahora hacías el test del parche antes de empezar a usar productos nuevos? ¿Has tenido alguna reacción alérgica a algún producto? ¡Cuéntame en la sección de comentarios!

Si te ha gustado este post y quieres seguir aprendiendo sobre cosmética, belleza y cuidado de la piel puedes echar un vistazo a estos otros:

 

COMPÁRTELO:
The Moisturizer - Comparte en Instagram     The Moisturizer - Comparte en Facebook (@imthemoisturizer)     The Moisturizer - Comparte en Pinterest (@imthemoisturizer)     The Moisturizer - Comparte en Twitter     The Moisturizer - Comparte en Whatsapp 

¿Te ha gustado mucho este artículo y quieres que escriba más?

●  Sígueme y compártelo en FacebookInstagram y Pinterest, así ayudaré a más gente a cuidar mejor de su piel.

●  Comenta y da likes a mis publicaciones en redes sociales para dar más visibilidad a mi trabajo.

●  Si quieres comprar algún producto que he recomendado, usa los enlaces que encuentras en cada artículo. A ti te costará lo mismo, pero yo recibiré una pequeña comisión (aprox. 5%) que me ayuda a seguir con este blog.

The Moisturizer - Quién soy

Soy Nacho, un apasionado de la cosmética. Me encanta aprender y compartir lo que sé sobre el cuidado de la piel y leo artículos científicos para que tú no tengas que hacerlo. Quiero romper estereotipos porque creo que la cosmética no tiene género: la piel es piel.

2 Comentarios

  1. Blanca

    Muchísimas gracias por este artículo Nacho!!!!
    No sabía lo que era el test del parche, pero a partir de ahora pienso hacerlo cada vez que pruebe algo!

    • Nacho · The Moisturizer

      Hola Blanca! Gracias a ti por leerme y apoyarme! 🖤

      El test del parche puede parecer innecesario, pero cada vez que incorporamos cosméticos nuevos a nuestras rutinas es un gran cambio para nuestra piel y nos evita reacciones indeseadas.

      Espero que disfrutes mucho de tus nuevos productos! 😉

      Un saludo,
      Nacho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Copyright © The Moisturizer